La evolución es una tia bastante mona

naufragos.jpgViene la cosa de que El Tio Que Se Ligó A Etringita viene comiéndose la olla (pero mucho eh?) de si en realidad fué antes la gallina o el huevo. Ésto es, si fué él quien se ligó a nuestra niña mimada o sin darse él cuenta, fué al revés. Ojo, que aunque el post sea una rallada, el hombre tiene su razón.

Él empieza a hablar de la parte contratante de la segunda parte activa de nosecuantos, de subconjuntos y de colorea sin salirte del dibujo, pero el rollo siempre ha estado claro: Aquí quienes perfeccionan la especie, realmente, son ellas. Más o menos perfectas, son realmente el elemento seleccionador. Los tios nos tiraríamos a todo bicho viviente, mientras que ellas, que joías, tienen muchísimos más escrúpulos… Ellas están con el “Es mono, simpático, divertido… pero no sé…” y nosotros con el “Si hay que enterrar el listón, se entierra y listo”.

naufrago.jpgAsí tengo al Tigre y al Canijo machacándose en el gym, alimentando esperanzas, y yo, que me niego a la corriente del culto al cuerpo, mas solo que un náufrago (y con similar estética capilar).

Y claro, eso te hace pensar que por nosotros, eso del envejecimiento de la población no existiría, pero que al final, como su regla es la que se impone, cada vez nacen menos niños, hay más hombres solos y abuelos buscando una mujer que les haga compañía en canal sur. Eso sí, cada vez las niñas salen mas guapas …y en Córdoba hay mas cordosiesas.

La evolución es una tia bastante mona. La involución, cualquier hombre elegido al azar. Alguien alberga dudas?

(Venga Jota, ábreme el blog a tus alumnos que éste post va a pegar más que aquel.)

7 comentarios sobre “La evolución es una tia bastante mona”

  1. Realmente el post no habla de cómo llegamos a estar juntos, sino de una discusión que hemos tratato ambos varias veces. Ha sido un trabajo en equipo aunque lo haya escrito él. :P

    Estoy de acuerdo contigo. Nosotras somos las que seleccionamos en mayor medida. ;)

  2. No no, yo hago lo que hago siempre al escribir estas cosas, rayarme pero jamas sin llegar a una conclusión, porque soy consciente de que probablemente no ha conclusión posible, es de esos casos en que uno disfruta más haciendose la pregunta que encontrando la respuesta.

    Por otra parte, el escenario del experimento se refiere más a la típica/tópica situación de discoteca de intercambio de miradas, cantidad de alcohol en sangre, como es posible que me haya tirado a esta ballena… escenarios en los que siempre he sido absolutamente inoperativo y ofrezco un juicio aséptico de alguien que siempre ha visto esos casos desde fuera.

    Ahora, está claro que yo me ligué a etrin, pero no es eso de lo que va el tema ;p

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *